FptRuedas

lunes, 10 de diciembre de 2012

etapa 0

como es costumbre cuando se llega a estas fechas todo empieza de cero, todo lo hecho atrás, no sirve de nada, comienza de nuevo con los dolores de piernas, las rodillas empiezan a sufrir, para llegar a los 100 es casi un milagro, pero con ganas, ilusión de las nuevas metas todo se hace mas llevadero, así que, después de un periodo de rascar las narices a gusto y a placer, hay que volver a disfrutar encima de la bici, el finde-puente comenzo con "algo" de lluvia, casi pude sacar la balsa de playa con los remos, que sacaría mejor provecho de tal día, pero para comenzar el recorrido habitual del invierno, pero una vez llegado a Catoira ya me había llegado el agua al cuerpo, así que mejor de vuelta para casa, que a lo tonto el recorrido, para empezar, no era el deseado pero si esperanzador.
el sábado el tiempo ya era otro, era un gran día para enamorarse de este deporte, frío hasta las trancas, había que salir bien abrigado, viento que cortaba como de un cuter se tratase, pero el sol se asomaba timidamente entre las ramas, hojas en la carretera, silencio de coches, solo el ruido de pedalear, como disfrute, las pulsaciones me subían a lo bestia, las piernas me dolían, al beber se hacia un ejercicio de mentalidad ya que se te congelaba la garganta y demás familia, pero como disfrute, me mentalicé que no tocaría el plato grande en todo el recorrido y así lo hice, no tenia prisa por llegar, solo tenia ganas de soñar en las metas que tengo para este año.
para el domingo tenia la opción de salir solo y seguir pillando lo que un dia tuve, tamvien podia salir con Maty&Company, estos iban hacerlo suave, asi que tampor era mala opcionpero salí un poco antes, iba calentando el cuerpo ya que marcaba un esperanzador -1.7C, así que había que ir poquito a poquito, me uní al grupo y se cambio el recorrido ya que la carretera estaba, como decirlo, un poco congelada, así que aunque pedaleabamos casi a oscuras, camuflados entre la niebla disfrute de un paseo suave, lo uncio que como los compis tenían que para un poco antes y nosotros quisierasmo seguir la vuelta parecía que andábamos buscando la rueda perdía, pero poquito a poquito se va haciendo cuerpo y eso es lo que hace falta, asentar el cuerpo y hacerlo sufrir como un condenado.

paz. bien y muchas risas
f.p.
Se ha producido un error en este gadget.