FptRuedas

jueves, 20 de mayo de 2004

camino de santiago 2004


Ver mapa más grande

Lo cierto es que estaba bastante nervioso y bastante ansioso de comenzar la preparación de este viaje que había empezado muchos meses antes cuando Alfonso Montero me propuso hacer en camino en la bicicleta de montaña, yo creo que no lo dude ni un momento era una aventura para mi, eso de hacer algo distinto…realmente se trataba de un sueño, ya que siempre había escuchado las aventuras de mi amigo Alonso con los asturianos Paco Kderecha y compañía cuando hicieron el Camino de Santiago por el 1994 cuando tenia la pierna escayolada, o al año siguiente cunado recorrieron en sur de Portugal y Andalucía, ese año no fue la pierna si las notas quien me lo impido, pero de esta vez si que lo iba a conseguir.

Meses después Alfonso, cambio de trabajo de VESLA para MALLO, así que las vacaciones de el se trastocaron, y mi sueño se volvía a desvanecer, hasta que mi mujer me animo y casi me obligo a que lo hiciera solo, y con un poco de temor y mucho pensar me anime hacerlo, ahora tenia que mirar el momento, tras mucho meditar y sin saber como hacer ni como ir mi padre se ofreció a llevarme en coche hasta Saint Jean Pied-de-Port el comienzo de la ruta francesa en territorio francés, por decir que había pisado suelo francés. Ahora tenia que esperar que llegara de Sudáfrica.

Y ese día llego el 19 de Mayo de 2004 arrancamos sobre las 10:00 de mañana camino de Navarra, paramos a comer en Astorga y Blas me explico como tenia que hacer con la acreditación del peregrino que aunque había leído, no es lo mismo el leer que el vivirlo, y hombre no esta mal tener la COMPOSTELANA al final ya no sabes si va ser tu primera, única y ultima experiencia de este tipo, y no es para presumir de ella pero el tiempo se lleva los recuerdos y de vez un cuando seria bonito recordarlo.

Llegamos a Puente la Reina, ya era de noche y dormimos el hotel Jakue, un hotel limpio y confortable, cenamos unos embutidos mientras veíamos como caía el Depor en la semifinal de la Copa de Europa, y con este trago nos fuimos a dormir, mañana seria un día especial.

Día 20/05/04
Comienzo Roncesvalles
Final Puente la Reina
Km. 71.2
Tiempo
Velocidad máx.
Velocidad med.

Antes de la hora acordada ya estaba en pie revisando una y otra vez el equipaje, hoy 20 de Mayo de 2004 era mi día, me iba a comer el mundo, nos trasladamos a Saint Jean Pied-de-Port me cuando íbamos atravesando el Alto de Erro y nos acercábamos a Roncesvalles, veíamos que no iba a poder ser, estaba nevando y para rematar la mañana mi padre se percato de haber extraviado el carné de conducir, así que una vez que arranque fue hacer las gestiones a la Guardia Civil de la Burguete.

Yo pensaba que estaba en casa no me había preparado mecánicamente así que el montaje de la bici me costo, no se si era por la emoción o por inepto, pero lo conseguí, me hice las fotos con mi padre y el cartel de RONCESVALLES como testigo de mi arrancada, mas tarde fui a la oficina de peregrino me sellaron la acreditación, fotografié la colegiata y a correr que hacia un frió que pelaba.

Uno de mis mayores fallos fue el pensar que estaba como en casa, y en lugar de mediar con cautela a todo trapo, pase los riachuelos sin pensar en consecuencias de mojaduras, y eso de ir con los pies mojados sin saber lo que te depara una ruta larga primeriza es de insensatos, pero allá iba yo todo contento, nada me podía suceder, tramitaba por el camino propio hasta que me precipite por un pequeño terraplén del cual salí ileso, no así me pequeña Babieca, pinchada, primer contratiempo (mi inexperiencia me hizo pensar que tal como ponía las cosas en el ordenador así se cumplía, grave error), saque las herramientas para subsanar el pinchazo y me encontré con cámara de recambio también pinchada, seguramente se pincho con cualquier suciedad, pues bueno me encontré de buenas a primeras que acaba de levantarme en la habitación del hotel Jaque y horas después me encontré en medio de la nada con la tienda de bicicletas mas cercana en Pamplona a unos 40 Km. aproximadamente, diciendo a mi mismo que era un burro que nadie me mando meterme en esto, quien me impedía llamar a mi padre que me recogiera, que estaba cagado de miedo, y quizás fue el esfuerzo que hizo mi padre para llevarme lo que hizo salirme de la carretera principal y ver pasar el 7168BSR marchar hacia donde me dirigía, tenia que hacerlo, así que después de un rato pensado sacándome los miedos, comencé a caminar con mi pequeña Babieca de “ramal” hacia Pamplona, subí el Alto de Erro, lo baje pase Zubiri para en la estación de servicio del pueblo y me puse a charlar con la señora, me miraba con una cara de decir “vas hacer un viaje de estas características y no eres previsor vaya imbecil” pues si, pero ya estaba allí.

Se me acaba el día encima acompañada de una tormenta de granizo, así que pedí ayuda, llame a Natalia y la pobre mujer vino en mi rescate de San Sebastián, nunca sabrá lo mucho que se lo agradecí.

Mientras venia a auxiliarme, yo proseguí con mi caminata y cuando ponía un cartel de “Santiago 700 Km.” unos ciclistas que estaban de paseo me vieron y se ofrecieron a ayudarme, me regalaron una cámara, me puse a arreglar después de andar casi 25 Km. a patas con la bici, así que ese día hice de todo en el peregrinaje en bici primero y luego a patas. Poco después llegaba mi amiga Nata, montamos la bici en el coche y nos fuimos a Puente la Reina, y buscando sitio para dormir acabe en el hotel Jakue que tenia un apartado para los peregrinos lo recomiendo, el albergue esta tan limpio como el hotel. Nata y yo nos fuimos a cenar unos bocadillos y a ponernos al día ya que hacia años que nos veíamos, después yo me fui a dormir al albergue y ella marcho para San Sebastián, gracias de todo corazón.

Día 21/05/04
Comienzo Puente la Reina
Final Santo Domingo de la Calzada
Km. 121.2
Tiempo
Velocidad máx.
Velocidad med.

Ahora entiendo a los belgas, que tanto ruido hacían de noche, me preguntaba yo, ¿pero no verán que hay gente que quiere dormir? Y de esta manera asta que me que me quede dormido, que la verdad sea cierta no fue a mucho tardar. A la mañana siguiente mientras me despertaba con la ilusión renovada tras el comienzo caótico del día anterior, me di cuenta que esa pareja de belgas ya habían arrancado unas 2 horas antes, y lo mas gratificante fue que despertaron a nadie, así que una nueva lección para el bolsillo, mejor molestar al acostarse y no la levantarse.

Me asee y me puse a desayunar en el lugar que tenia el hotel para los peregrinos, era un bufé que entraba dentro del precio acordado por la cama en el albergue, saliendo del albergue para colocar las pertenencias en la bici me sorprendió el día tristón en que se encontraba, pero eso no me iba a acobardar, así que después de hacer la foto típica al puente que atraviesa en rió Arga mandado construir por Doña Mayor, esposa del rey Sancho Garcés III, para el paso de los peregrinos, así que como mandan los cánones Salí de la ciudad por el puente, camino a la fuente del vino en Irache, al poco de cruzar Estella empecé a tener problemas con al cambio de tal modo que no podía hacer los cambios pertinentes y entre los nervios y la mala suerte se me hacia el camino un poco complicado, a trompicones llegue a Logroño pero tuve que esperar a la tarde a que abrieran las tiendas, mientras tanto a pasear y comer por esta ciudad a la que cruza el rió Ebro.

Una vez subsanado el error me puse en camino hasta mi siguiente ciudad de dormida que seria Najera, la suerte tampoco estaría de suerte conmigo ya que un albergue estaba completo y otro en reformas, así que continué hasta Sto. Domingo de la Calzada don de encontré el albergue a tope pero la hospitalera me tuve que ver mala cara cunado mando a varios ciclistas a dormir al pabellón y me dejo una cama, yo no quería problemas porque el camino es muy largo, y uno no sabe donde te puede hacer falta una mano pero la hospitalera me dijo que eso lo juzgaría ella, así que aprendí otra lección del camino, una máxima de esta viaje “da lo que puedes y coge lo que te haga falta” así que creo que fue la noche que mas pagué y con gusto por dormir.

Día 22/05/04
Comienzo Santo Domingo de la Calzada
Final Burgos
Km. 74.00
Tiempo
Velocidad máx.
Velocidad med.

En este día comenzó otra etapa dentro del camino ya que saliendo de Sto. Domingo de la Calzada me crece con cuatro asturianos con los cuales compartimos los kilómetros de la etapa hasta Burgos ya que ellos también se dirigían hacia esa bella ciudad.

Esta etapa fue mas complicada de lo que a priori parecía sobre todo por culpa de lluvia caída la noche anterior, dejo los caminos como una pasta, que si ya era duro tirar por todo el equipaje mas lo era tirar por la bicicleta cuando lo requería el momento, pero aun así peor lo pasaban los peregrinos de a pie para mantener el equilibrio todo seria de esta manera hasta el punto de inflexión que marcaba los montes de Oca donde antiguamente les tenia pavor a los bandoleros de esta zona, así que no se si era por la zona o pensábamos que nos saldrían los Curro Jiménez y compañía que hasta la llegada a San Juan de Ortega corrimos mas bien volamos, fue divertido.

Después de comer en un pequeña taberna en el cual nos amenizo el bocadillo un agradable tabernero proseguimos nuestro camino hacia Burgos lo cual para mi depararía una nueva aventura que fue el cruzar por una dehesa con toros, no hicieron nada, pero imponer imponía, y a lo mejor por la impresión que nos causo no le dimos la importancia que merecía los yacimientos de Atapuerca del cual pasamos a escasos kilómetros.
Dejamos Atapuerca a nuestra izquierda y nos pusimos a conquistar la ultima subida antes de llegar a Burgos, nos hicimos la foto correspondiente con los asturianos y a la llegada a Burgos llame a mis primos los cuales me vieron a recoger, para mi después de todo lo sucedido era como llegar a Suiza, estaba en territorio neutral, estaba a salvo, si me pasaba algo me encontraba con los míos, estaba ya mas cerca. Después de la visita guiada por mis primos a al ciudad, como no lloviendo nos fuimos a cenar a casa de José y Vicente me pusieron tortilla que la saboree como nunca, se notaba que los esfuerzos iban haciendo mella en el cuerpo de uno. Esa noche dormí en la habitación de Mari José que la encontraría días mas tarde en León.

Día 23/05/04
Comienzo Burgos
Final Carrion de los Condes
Km. 82.8
Tiempo
Velocidad máx.
Velocidad med.

El día comenzó como otro cualquiera la única diferencia que Vicente me preparo un desayuno, de esos que dices pero a donde voy yo ahora en bici, hay que estar pirado, y sobre todo el el tiempo mas desapacible que había, pues todo hay que decirlo, que si el primer día, nieve que si otro lluvia o viento, o las dos cosas. Pero con todas tenia que arrancar así que lo hice sin prisa poquito a poco.
Un kilómetro más adelante me vuelvo a encontrar con los 4 asturianos, desayunando en un pueblo cercano, se quejaban del frío que habían pasado en el albergue de Burgos, yo procure no hacer mucha sangre de la situación.
Después de que ellos terminaran nos pusimos en camino hacia nuestro siguiente destino, Castrogeriz, en el cual por el barro los amigos tuvieron que buscar una tienda para comprar unas zapatas, yo por el momento no tenia ese problema con los frenos de disco, también es cierto que si necesitara ayuda en un momento, iba tener un gran problema. Una vez resulto el problema enfilamos hacia Fromista pero antes teníamos que subir al páramo que hay a la salida de Castrogeriz, después de tanto llamear, una cuesta así te deja las piernas vacías, de hecho ya fueran peregrinos de a pie o en bici, justo a la coronación estaban todos descansando, pero para los caminantes lo peor estaba por llegar al poco había que bajar, pues lo que para el ciclistas es un descanso, para los de a pie es un suplicio, aguantar del cuerpo, no embalarse, y esquivar a los zumbados de las bici.
Seguimos caminado hacia Carrión de los Condes, pero la verdad es que el ritmo que me marcaba los asturianos no era para mi, ya que no paraban si no era para comer o para comprar bebidas, y a mi particularmente mas gusta para en los sitios y disfrutar de ellos, pero tuve la suerte de al llegar a Fromista revente la cubierta , era sábado por la tarde, así que tuve que esperar a que salieran la familia de la misa del sábado, para que me atendieran, en ese momento quede con los asturianos en Carrión, así que le resto del camino fue mas llevadero, pude parar y fotografiar todo aquello que me pareció en cada momento.
Cuneado llegue a Carrión de los Condes nos propusimos encontrar donde dormir, así que se pregunto en un albergue y estaba lleno, y con la misma nos fuimos la segundo el cual tenia plazas libres sobre todo por la circunstancia que estaba en la plaza del pueblo y este estaba de fiesta.
De esta guisa una vez duchados, nos fuimos a cenar y después a disfrutar del baile, nos fuimos al catre, porque eso de dormir fui difícil por la música.

Día 24/05/04
Comienzo Carrion de los Condes
Final León
Km. 94.6
Tiempo
Velocidad máx.
Velocidad med.

Dormí a pierna suelta toda la noche excepto cuando una señora me golpeo la pierna pensado que era yo el que roncaba, cosas del camino. Desayunamos al lado de la exposición de maquinaria agrícola, el día no fue capaz de levantarse y llovió, quizás el día en que mas, particularmente se trato de un día muy raro, íbamos tragando kilómetros sin enterarnos hasta el la llegada al Burgo Ranero, desde allí el camino se convirtió en pesado y pegadizo cundo no quedaba mucho para llegar a Mansilla de las Mulas nos cayó un fuerte aguacero que nos dejo vacíos de piernas, así que decidimos hacer una parada para comer, nos pusimos hasta las cejas, pero lo peor de todo fue el frió que se nos metió en el cuerpo, en ese momento estaban retransmitiendo la F1 y después de la carrera arrancamos hacia León, todavía no había parado de llover, pero teníamos que avanzar en la jornada.
La llegada fue penosa por el dolor en las rodillas, por el agua y sobre todo por la mala indicación de entrada a León, una vez en la catedral llame a mi prima Marijo, la cual me trato a cuerpo de rey, gracias al baño de espuma, que fue la leche, me repuse del frió que tenia metido en los huesos, una buena cena a base de pizzas y una mas que agradable conversación y a dormir.

Día 25/05/04
Comienzo León
Final Astorga
Km. 51.9
Tiempo
Velocidad máx.
Velocidad med.

El día de hoy tuvo poca historia ya que fue una etapa corta, ya que había quedado con Blas que quedaría a dormir en su casa. Para mi fue una sensación rara ya que había estado muchas veces en Astorga, pero nunca de peregrino.
Esa tarde tuve un guía especial, ya que el padre de Blas, me enseñó todo de Astorga, el museo de la catedral, fuimos a la misa de su hijo, como un marques fue una tarde inolvidable.

Día 26/05/04
Comienzo Astorga
Final O Cebreiro
Km. 105.8
Tiempo
Velocidad máx.
Velocidad med.

Después de haber dormido a pierna suelta se empezaban a apoderar de mi un cierto nerviosismo por la llegada de la montaña después de tantos días llaneando, pero en el desayuno con Blas y sus padres me distraje lo suficiente para no volver a pensar en la Cruz de Hierro y en O Cebreiro, los grandes puertos de montaña de esta pequeña aventura.
Una vez montado en mi “pequeña babieca”, deje a mi derecha Castrillon de los Polvazares, un pequeño pero encantador pueblo que parece haber salido de un libro de historia antigua, comencé a tener molestias en el talón de Aquiles de mi pierna izquierda, la pobre lo sufre todo la derecha la buena esperanza, pero lo que tenia claro es que me tenia que doler horrores para no poder abrazar a mi “amigo Santi”, lo que no me podía imaginar es que una avería en la bici, me hiciera, yo creo, parar a tiempo, ya que casi coronando la Cruz de Hierro se me rompió la cadena, por dos sitios al mismo tiempo, la culpa de dicha rotura fue únicamente mía, ya que hay una cosa que se llama aceite, y no es un adorno de casa, si que tiene su función, y eso lo averigüe a 50 mts de la famosa cruz. así que una vez descendido el puerto hasta Molina seca busque un taller pero era la hora de la comida, averigüe que había un taller en Villafranca del Bierzo y aprovechando el mediodía fui hacia dicho pueblo, no antes de haber parado en La Moncloa en Cacabelos para que me sellaran la acreditación y me dieran un vaso de vino y pincho de tortilla, como lo hacen a cada uno que para ahí, fue un momento agradable después de tomar el vino el sol que se asomaba tímidamente por el balcón, fue…realmente un buen momento, pero el camino no se hace solo, así que me puse en camino hacia Villafranca del Bierzo, para ver lo que podia hacer con la cadena. Cuando llegue todavía estaba cerrado, asi que me puse a comer el trozo de queso y de chorizo que con el pan me puse las botas.
El paisano tardo mas de 30 min del tiempo que ponen en la placa en llegar, me cambio la cadena, me cobro un pastón, pero mas adelante me entere que no fui el único, así que el lema del camino de “deja lo que puedas, coge lo que necesites” no iba con este paisano, este lo coge todo, y un poco mas, yo no quiero que sea una ONG pero que si sea justo cobrado, bueno supongo que el “amigo Santi” tomara nota de estos que no hacen negocio a costa del camino sino que lo explota.
Una vez abonada la cadena, proseguí hacia el techo de este etapa, y del camino, lo que si es cierto es que el tiempo que permanecí parado me favoreció con respecto al talón de Aquiles, que aunque me dolía, no tenia nada que ver con lo sentía al principio de la jornada.
A la altura de Valcarce comencé a buscar albergues para así de esta manera, y haciendo caso a Blas, podrá atacar fresco y con mas ganas las rampas de O Cebreiro, pero los kilómetros iba pasando y los albergues que hay al pie del puerto estaban llenos, todos teníamos la misma idea unos a pie otros en bici, pero al final la misma idea. De tal forma que llego un momento en el cual tenía que tomar una decisión o atacar el puerto o seguir buscando albergue. La decisión fue el envite al puerto, y la jugada me salio bien porque conseguí llegar a una hora prudencial al albergue, que aunque dormí en el suelo, podía haber sido de peor, ya que imaginar si me pego la señora paliza, por que la subida se hace infinita, y después que ni en el suelo, una vez duchado y aseado, a conocer O Cebreiro una paseo por la capilla, y a cenar un rico bocata de tortilla y una buena cerveza, que me ayudaría a conciliar el sueño en el duro y frío suelo.


Día 27/05/04
Comienzo O Cebreiro
Final Arzua
Km. 121.9
Tiempo
Velocidad máx.
Velocidad med.

Aunque la noche fue algo derecha por dormir en el suelo y con una rasca del copón, tuvo una parte positiva que es que me levante bastante temprano, tanto que entra la noche y la niebla , parecía que me había pasado en tanto madrugar, pero ya que estaba, valor y al toro.
El camino fue bastante tétrico, hasta la llegada al alto del Poio, una vez hecha la foto de rigor, comienza una gran bajada hasta Triacastela, era tan rápida que me tuve que detener en dos ocasiones para ir en contra corriente en busca de las esterillas y el saco de dormir, una vez en Triacastela me decidí que el camino que pasa por Samos, pero a entre Samos y Sarria me despiste y me perdí, para después aparecer con Sarria con casi 1 hora de retraso por dar vueltas.
A partir de este punto lo que se refiere a mi, parece que estoy en una montaña rusa, en esto llegue al mojón de los últimos 100 Km., se estaba acercando el final del trayecto y tal como me encontraba física y mentalmente podía haber terminado ese día, pero no quería perderme el premio para muchos peregrinos, que es ver el Botafumeiro en funcionamiento en honor a estas personas anónimas que por distintos motivos han hecho grande el camino con esperanza e ilusión.
De esta manera y después de haber comido en Portomarin donde me querían cobrar 3
€ por mirar la presión de la bici, llegue a Arzua, cansado de unos esfuerzo anteriormente inimaginables para mi, llame a casa y tanto mi padre como mi mujer se ofrecieron a venir a verme, les pedí que no lo hicieran ya que era una tentación muy grande, el coger y meterme en el coche y para casa, y después de tanto no quería tentar al demonio que llevo dentro.
Como siempre cenar y para cama,

Día 28/05/04
Comienzo Arzua
Final Santiago de Compostela
Km. 30.9
Tiempo
Velocidad máx.
Velocidad med.

A las siete de la mañana ya había arrancado, tenia ilusión por llegar temprano, que me sellaran en Castrofeito, y en Velocípedo, pero no me podía imaginar la cantidad de gente que había por este ultimo tramo de trayecto, en el cual casi tengo un accidente por culpa de querer ver las agujas de la catedral, falto muy poco para que arrollara a una chica que iba al mismo sitio que yo.
Pocas horas después de comenzar el día tenia todo hecho, estaba en al plaza del Obradoiro, esperando a mi mujer y a mis padres para ir ala misa del peregrino, con el mejor día del trayecto y en mi cabeza ya estaba revoloteando cierta preguntas:
Y ahora que? Ahora a disfrutar del momento
Esto no acabara aqui? Todo se acaba si uno quiere que se acaba

Así que el año que viene quien sabe

Mis agradecimientos:
A mi padre por llevarme
A mi madre por apoyarme
A Natalia por salvarme
A mis primos por cobijarme bajo sus techos
A Blas por darme sin pedir nada y ofrecerme una gran compañía
Y sobre todo a mi mujer Carmen que siento que sin su apoyo no seria lo mismo



que buen tiempo....? .



Hospital de Orbigo, cuantas batallas disputadas














World Clocks